4 historias con un mismo nexo, aspirar a más.



4 historias con un mismo nexo, aspirar a más.

Nos propusimos conocer las historias y experiencias de 4 exalumnos y exalumnas de la Escuela de Negocios. Cada una de ellas cuenta cómo les ha cambiado su vida.

1.- El cambio

Un buen ejemplo es Beatriz Blanco. Trabaja en una empresa familiar encargándose de producción y contabilidad. Se propuso aumentar y mejorar sus conocimientos en materia contable. Para ella, la motivación era estar al día porque todo cambia y más aún después del tiempo que ha pasado desde que realizó sus estudios.

 

2.- Mejora profesional

Algunas sin embargo, han pasado de “picar datos” y asientos contables, a la elaboración de informes presupuestarios y financieros que sirven para la toma de decisiones de las empresas.

Un gran ejemplo de esto es María Reyes, que tras haber realizado el Experto en Contabilidad y Finanzas, es la responsable de elaborar cuadros de mando y presupuestos anuales de la empresa en la que lleva más de 8 años.

 

3.- Aumento de responsabilidades

El caso de Sergio García nos dejó sorprendidos, no solo por cómo vivió la experiencia del Experto, si no de la anécdota que nos contó fuera de cámara. Según cuenta, hace más de 5 años, Sergio fue la persona encargada de llevar a una entidad financiera varios cheques para su ingreso con cantidades que sobrepasaron los 20 millones de euros. Los nervios y las curiosidades que vivó en su propia piel durante el camino, nos hicieron disfrutar durante un buen rato sacándonos más de una carcajada.

Al margen de todo ello, Sergio abarca mucha más materia en la empresa en la que trabaja desde hace más de 10 años. Nadie mejor que él sabe el proceso por el que pasa un profesional cuando asciende, toma otras gestiones con mayor importancia y responsabilidad y alcanza nuevas metas profesionales.

 

4.- Cumplir un sueño

No es una frase hecha ni mucho menos. La experiencia de Marisa Antequera tras el Experto en Contabilidad y Finanzas le cambió la vida. Nos cuenta que tuvo trabajos anteriores donde no se sentía realizada ni motivada.

De siempre le había apasionado la contabilidad y las finanzas y fue tras la formación, cuando encontró una oportunidad para demostrar su valía. Una vez terminada las prácticas, desde la dirección le dieron la genial noticia de que le ampliaban la contratación.

Pero eso no fue todo. Nos dijo que días antes de la grabación le habían hecho indefinida en esa misma empresa.

 

Todas estas experiencias profesionales tienen un nexo común, un punto de encuentro que motiva y hace querer superarse cada día.

Todas ellas aspiran a más.

Es aquí donde la Escuela de Negocios de la Cámara cumple con su objetivo de querer animar y ayudar a alcanzar metas profesionales a través de una formación eminentemente práctica.

Jordán Gomez Redondo. Comunicación | Marketing Escuela Negocios

Deja un comentario